Qué sabes del amor verdadero en las relaciones de pareja? - Lenguajes del Amor

Qué sabes del amor verdadero en las relaciones de pareja?

By Vic Chertkov | Habilidades/instrumentos

Ene 26
Qué sabes del amor verdadero en las relaciones de pareja

​Qué sabes ​del amor verdadero? Es una pregunta que parece que tiene una respuesta obvia.

​Los que creen en el amor tenderán a decir que el amor verdadero es un ideal casi inalcanzable y que lo tienen algunas personas pero nosotros, como unos seres mortales y con muchos defectos, nunca vamos a poder vivirlo.

​Vamos a ver qué pasa con el amor verdadero.

​Cuando decimos “amor verdadero” se presupone que existe el amor “no verdadero”, falso, incorrecto, “amores que matan”, etc.

​¿Por qué existe esta división en amor “bueno” y “malo”?

​Porque tenemos una visión equivocada del amor y, derivados de esta visión, creamos conceptos sin ningún fundamento real más que nuestras suposiciones.

​Me dicen algunos: verás,  he tenido varias relaciones, tengo una experiencia de dos decenios de relaciones de pareja y te puedo asegurar que el amor duele, que el amor puede morir y que lo pueden matar. Esa es la realidad…

​Esa es la voz de la experiencia… la “verdad” indiscutible de una vivencia real… ¿qué se le puede decir a una persona que lo vivió en sus propias carnes?

​Lo que acabamos de ver, esa visión personal de una persona que tuvo una experiencia real que reconocemos muchos, prácticamente todos, es un reflejo de la visión del amor muy compartida en la sociedad.

​Qué sabes del amor verdadero - Hay amores que matan

​Hay amores que matan - la letra y lo que dice

​¿Te suena todo lo que oyes en esta canción? Pues claro, ¿cómo no nos va a sonar?

​Todo lo que dice esta canción es perfectamente reconocible porque muchos, yo me incluyo en este grupo mayoritario, hemos vivido esa experiencia de “amores (cariños, sentimientos, etc.) que matan, hieren, duelen”.

​Parece una verdad y realidad irrefutable y con esta verdad y la visión que creamos de ella, después del primer amor “asesinado” que hemos vivido, entramos en las posteriores relaciones de pareja.

​Esta visión la podemos resumir de la siguiente manera:

  • el amor produce dolor
  • el amor puede morir
  • ​hay amores que matan (?!)

​Nos apoyamos en nuestra propia experiencia negativa y en lo que nos llega desde la literatura y poesía, el cine.

La canción que pongo por ejemplo es una muestra muy gráfica de ejemplos negativos que nos "venden" desde la cultura.

​NO EXISTEN amores que matan

​El amor no mata. Y lo que mata NO ES amor.

​Lo que puede matar o resultar mortal (dependiendo de muchos factores, por supuesto) son:

  • ​la ignorancia
  • la inmadurez sentimental en sujetos agresivos
  • la falta de habilidades de comunicarse
  • el no saber elegir bien a tu pareja
  • el no saber cómo construir la relación de pareja
  • el no saber resolver los probelmas en las relaciones de pareja
  • etc. etc. etc.

​Pero vuevlo a insistir: el amor no mata. Es una barbaridad que propagan personas que, quieriendo o sin querer, sustituyen el amor por otras cosas que no ti​enen nada que ver con el amor.

​Pero esto no es todo, la saga de los amores "mortales" continúa.

Qué sabes del amor verdadero - ​Mi amor por ti no se murió, no, no, no, tu lo mataste… - el credo de amantes infantiles

​​Mi amor por ti no se murió, no, no, no, tu lo mataste... - la letra y comentarios

​En esta canción la historia del "amor" la describe un personaje pueril, infantil e inmaduro que no asume la responsabilidad de sus actos.

​Un ejemplo muy bueno de una persona con la que NUNCA tienes que crear relaciones de pareja.

​Si te cruzas con una persona que te atrae y te das cuenta de que esa persona vive la atracción hacia ti con mucha pasión, ya puedes tener mucho cuidado a menos que te gusten las montañas rusas emocionales y mucha acción (negativa) en tu relación.

Hombres-niños, como los llamaba el protagonista de la novela de Hermann Hesse "Siddhartha".

Hermann Hesse

​Siddhartha

Es una novela llena de sabiduría que no te dejará indiferente y que recomiendo leer a cualquier persona que se ​esfuerza por comprender la vida y el amor. 

​En este caso la palabra "hombres" se refiere a los seres humanos formalmente adultos.

Son formalmente adultos, cobran salarios y eligen a sus gobernantes en las elecciones pero, en el fondo, son como niños: emocionalmente dependientes, inmaduros y, lo peor de todo, defensores acérrimos de su "derecho" a seguir siendo igual de inmaduros, de no madurar.

Sobre todo en los temas sentimentales.

Para justificar esta posición infantil muchas veces se utiliza la frase: yo soy así. Yo soy así es una mentira gorda y fresca, es una afirmación falsa desde el principio hasta el final y eso que tan solo tiene tres palabras.

​Tu que me estás leyendo ¿quieres por​ pareja a una persona asi: inmadura, dependiente, irresponsable pero muy exigente, rencorosa y vengativa?

Me puedes decir que no es más que una canción, una salsita para bailar.

​Cierto, es así. No obstante es una expresión muy gráfica de lo que piensa, con pequeñas variaciones, muchísima gente cuando entran en una relación de pareja.

“​​La relación de pareja SIEMPRE es cosa de dos. Sin excepción alguna..”

​Se te juntas con una persona que no te quiere, que le eres indiferente ¿qué esperas de esta relación? y ¿quién te obligó a juntarse con esta persona?

​Somos padres de nuestras desgracias, somos responsables de ellas​.

​Si me junto con la persona que no es compatible conmigo, soy el responsable de esta mala decisión.

No vale decir "es que tu mataste mi amor".

​Además en este caso la "víctima" es una pena como persona, si te cruzas con un personaje así, huye a toda velocidad ;).

​Bueno, y ¿qué pasa con el buen amor? ¿Existe o no?

Qué sabes del amor verdadero - ​Amor, mi buen amor...  la esperanza secreta

​​Mi buen amor - la letra y lo que dice

​¿Cómo no creer estas palabras cuando las canta una mujer atractiva que tiene una voz maravillosa acompañada de música agradable? Además el vídeo está muy bien hecho, es un muy buen trabajo prefesional .

​En este caso, en la canción, se recogen los dos extremos de la vivencia amorosa: hay amores malos y “de los buenos, como tu”.

​Estos últimos son los que nos atraen y por los que nos embarcamos en una relación de pareja en la mayoría de los casos.

​Buscamos y anhelamos este amor, buen amor, que debe de andar por ahí, no sabemos dónde, y que se resiste a caer en nuestras redes que cada vez que las echamos nos traen cualquier cosa menos lo que queremos ;).

Es lo que aprendemos de nuestra cultura que nos proporciona, lamentablemente, visiones simplonas, desadaptativas, que nos llevan a callejones sin salida.

Vaya panorama que nos dibujas, Víctor, dirá más de un lector. ¿A dónde nos quieres llevar?

Pues, te quiero llevar a una visión y realidad diferente y preferible. 

​Preferible para aquellos que quieren crecer y madurar, de lo contrario lo que te voy a contar a continuación es algo insoportable para hombres-niños.

Qué sabes del amor verdadero - ​El amor es único, sin categorías ​moralistas

El amor como tal, en mi humilde opinión, no puede tener categorías como bueno o malo.

​No confundir el amor con deseos, pasiones, necesidades y carencias afectivas,

​Lo que sí existen son las maneras en cómo manifestamos el amor y quién es el destinatario de nuestro amor o en qué circunstancias se manifiesta ese amor. Pero esto será el tema de otro post.

​El amor es amor, como el viento es viento.

​El viento no es ni bueno ni malo. Es lo que es y su naturaleza está en el movimiento de las masas de aire el cual, a su vez, se produce debido a unos procesos muy complejos en la atmósfera del planeta en relación a muchos factores que intervienen en todo momento a escala planetaria y, por supuesto, a escala local.

​Un brisa fresca y agradable que nos alivia en un día caluroso de verano tiene la misma naturaleza que un huracán o tifón que causa múltiples daños materiales y víctimas humanas.

​La brisa fresca y agradable, al igual que el huracán destructivo, no son ni buenos ni malos.

​Cumplen su importante misión en el planeta y tan solo nuestras preferencias y conveniencias hacen que los veamos como buenos o malos.

​Si, en el caso de los huracanes, cometemos los errores y actuamos desde nuestra ignorancia o la dejadez, los resultados serán trágicos.

​Un huracán no hace daño al que está protegido en un lugar preparado. A nadie se le ocurre la idea de parar un tren en plena marcha colocándose en las vías delante del tren.

​Es evidente que saldremos mal parados de esta maniobra.

​No obstante es lo que pasa cuando se juntan dos personas que no tienen la madurez sentimental: los huracanes emocionales que provocan cada x tiempo les van haciendo mucho daño y llegan a destruir la relación.

​El tren de los pensamientos descontrolados los va atropellando cada vez que su relación o sus circunstancias vitales se complican un poco.

​No están preparados para convivir juntos, su refugio (la relación que tienen) está hecho de material sentimental flojo e inadecuado recogido por ahí y utilizado sin ningún criterio sólido.

​Creen que una vez montada esa choza sentimental, les va a servir para siempre.

​Con frecuencia las parejas se embarcan en una hipoteca de 30 o 40 años, gastan muchísimo esfuerzo y atención para que la casa de ladrillos sea de su propiedad y creen ingenuamente que la choza de sus relaciones no necesita ninguna inversión ni trabajo adicional.

​Es un error craso. Las relaciones no pueden experimentar el parón en su construcción.

​Si esto ocurre, finalmente la relación de pareja desaparece.

​Con todas estas metáforas quise decir que no es el amor el que mata, se muere, se acaba en sequía, es asesinado, etc.

​Somos nosotros, debido a nuestra ignorancia y las imperfecciones del alma, quienes sustituimos el amor por algo que se parece más bien a una versión personalizada del infierno y lo seguimos llamando el amor.

El amor es amor: no daña, no destruye, no estrangula, no asfixia, no impone controles enfermizos, no castiga ni tortura.

​El amor se despliega en un ambiente de ecología sentimental​ en el que ambos miembros de la pareja hablan y entienden los lenguajes del amor de cada uno​.

Llegados a este punto vamos a ver qué características tiene ese buen amor.

​El amor, el buen amor puede tener esto

​Digo puede porque, hasta donde sepa y entienda, nadie es capaz de abarcar el tema del amor de una vez por todas.

​Por eso cualquier acercamiento al amor es parcial, incompleto.

​Podemos enumerar a efectos puramente didácticos algunos rasgos del amor que  solemos llamar verdadero.

​No me gusta este nombre, amor verdadero, porque enseguida nos coloca en la dicotomía de verdadero/no verdadero.

​Como dije antes, el amor es único e indivisible, sin categorías tipo bueno/malo y por eso vamos a ver qué características puede tener ese amor que tanto nos gustaría vivir en pareja:

​El buen amor -
el amor consciente

​Se construye

​Mientras uno decide mantenerse en esta actitud amorosa irá construyendo el amor. Como en cualquier construcción es necesario saber:

  • qué "materiales de construcción" tengo qur utilizar
  • qué habilidades necesito para poder construir con estos materiales
  • qué pretendo construir y cuál es la finalidad de esta construcción

​Es un proceso consciente

​No es resultado de una costumbre, es necesario conscientemente dedicarle una parte importante de nuestra atención al amor. Es curioso, pero ​podemos tener la "costumbre" de odiar o de ser agresivos. Pero, para bien o para mal, no podemos tener una costumbre de amar - es un acto consciente en todo momento.

​Es un proceso abierto

​No se reduce a lo que nos gustaría ver en función de nuestra cultura y preferencias. Puedo empezar mi relación de pareja, puedo saber cómo elegir a la persona adecuada, cómo construir la relación, hacerlo y en algún momento puedo salir de esta relación.
La visión simplona de "éxito" relacional, "hasta que la muerte nos separe", no es aplicable  a la construcción de una relación amorosa consciente.
En otras palabras, por mucho que sepamos y podamos hacer, por muy maduros que seamos, no existe ninguna garantía de continuidad de tu relación, no existe ninguna garantía del amor para siempre.

​Se basa en la independencia ​sentimental

Si uno no es capaz de ser independiente no podrá sostener el amor consciente: será un peso extremadamente grande para una persona sentimentalmente dependiente.

​Y ahora vamos a ver qué es lo que es necesario para poder dar y recibir este buen amor:

​El amor consciente requiere

​Capacidad de reflexión

​El amor no es una definición en el diccionario o en un libro sabio e inteligente. El amor es algo que iremos comprendiendo poco a poco sin que lleguemos al final de esta comprensión.
Por eso necesitamos la capacidad de reflexión para ir entendiendo poco a poco esa inmensidad que es el amor.

​Madurez sentimental

​Nadie nace sentimentalmente maduro ni tampoco todo el mundo entra en una relación de pareja siendo ya maduro sentimentalmente. La madurez se trabaja y una relación de pareja, dependiendo de cómo es cada persona, puede reforzar o alejar esta madurez.

​Capacidad de sostener paradojas

​La vida en general  y la relación de pareja en concreto encierran múltiples paradojas que en una persona inmadura provocan un rechazo rotundo.
Una de la paradojas de una pareja sana, por poner un ejemplo, es:
te amo y elijo estar contigo pero puedo vivir perfectamente sin ti.
¿Eres capaz de sostener esta paradoja?

​Ser dueño de sí mismo

​Significa, entre otras cosas, asumir la responsabilidad de sus actos y decisiones.

​Amarse a sí mismo

​Amarse a sí mismo es la primera escuela del amor. Muchos intentan saltársela y directamente entran en las relaciones de pareja. La vida no perdona los atajos de aprendizaje vital: todo el mundo tendrá que hacer los exámenes en el orden establecido una vez tras otra hasta que los apruebe y pueda seguir aprendiendo.

Conclusión

​Después de lo que hemos visto el único amor posible en las relaciones de pareja sanas es el amor consciente.

​No confundas el amor consciente con los sucedáneos que utilizan para sustituir el amor consciente​, por ejemplo:

  • ​pasiones (no es amor)
  • celos (no es amor)
  • chantajes emocionales (no es amor)
  • dolor (no es amor)
  • sufrimiento (no es amor)
  • etc.

​El amor consciente ​es algo muy complejo, tienen muchos componentes pero nunca se reduce a ellos ni tampoco es la suma mecánica de estos componentes.

​Cultiva tu amor consciente en tu relación de pareja.

​Reflexiona sobre el amor, sobre ti mism@, tus relaciones de pareja.

​Recuerda: el amor es un aprendizaje muy valioso. Personalmente creo que hemos venido a este mundo para aprender a amar.

Mini Curso Gratuito
"Cómo elegir bien a tu pareja"

Mini curso elegir bien a tu pareja en lenguajesdelamor.com

​Descubre las claves y criteriors de la elección de persona adecuada como tu pareja.
Es el paso Nº1 en el que no debes fallar si quieres relaciones de pareja sanas, basadas en el amor y respeto mutuo

En los comentarios de abajo comparte tus experiencias, opiniones e ideas, pregunta y plantea temas.

Suscríbete a nuestra newsletter para estar al tanto de las novedades de los Lenguajes del Amor.

NO PIERDAS LAS NOVEDADES DE LOS LENGUAJES DEL AMOR

Te iremos enviando información útil y práctica sobre los lenguajes del amor, relaciones de pareja en general y temas afines.

Follow

About the Author

Psicoterapeuta, profesor de Yoga y Yogaterapia, experto en desarrollo personal con más de 30 años de experiencia. Mi misión es ayudar a mayor número de personas posible a aprender a construir relaciones de pareja desde el amor y el respeto mutuo. Si quieres vivir en un mundo mejor, empieza contigo mism@ y con tus relaciones amorosas.

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
>
Abrir chat
Hola!

Soy Víctor, el autor de este post y del proyecyo lenguajesdelamor.com.

¿Tienes alguna duda o pregunta?

Escríbeme directamente desde aquí. Te contestaré lo antes posible.

Gracias y un abrazo!
Powered by

​Mini Curso GRATUITO online: ​Cómo elegir bien a tu pareja